Sunday, 10 May 2009

Something New

Es una sensación tan extraña.
Estás cómoda en tu soledad. Y, de repente, sientes el pinchazo inexplicable de la necesidad de unas manos ajenas en los pies.